Facebook Twitter Google +1     Admin
20130717214916-camaras-vigilancia.jpg

El empleo de modernas cámaras de vigilancia en calles y carreteras de Estados Unidos permite a las autoridades policíacas espiar los movimientos de millones de ciudadanos, denunció hoy la Asociación Norteamericana de Libertades Civiles (ACLU).

 

El uso de esa información es inapropiado y la recolección de datos por la mayoría de los departamentos resulta demasiado amplia, señala un informe elaborado por la abogada de la ACLU Catherine Crump y otros especialistas de esa organización, informa el sitio digital del diario The Washington Post.

Los medios ópticos están ubicados en puntos fijos o móviles, son capaces de captar y registrar los números de las placas de los automóviles e identificar los vehículos de forma casi instantánea, además de compararlos con las listas de personas que son buscadas por las agencias del orden.

Pero los sistemas obtienen datos de cualquier placa que encuentren, aunque no esté en la lista negra de las autoridades, y esos parámetros se almacenan en un centro único que permite el intercambio de información de inteligencia entre agencias federales, de los estados y locales, señala el reporte.

La ACLU pone como ejemplo el nororiental estado de Maryland, donde por cada millón de placas de autos que registran las cámaras, solo 47 de ellas están asociadas con delitos serios, como vehículos robados o personas buscadas por la policía.

El debate sobre el espionaje doméstico se avivó tras las recientes revelaciones del excontratista de la Agencia de Seguridad Nacional Edward Snowden, quien denunció a la prensa las acciones de vigilancia telefónica y en Internet por parte del Gobierno contra ciudadanos norteamericanos y de otros 35 países.

Comentarios  Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris