Facebook Twitter Google +1     Admin
20111021033141-08-maria-remola-hoy.jpg

Reapareció en el programa “De la gran escena” de este jueves 20 de Octubre, Día de la Cultura cubana, luego de muchos años, más de veinte.  María Remolá, la cantante lírica que veíamos cada noche en televisión, en espacios como Álbum de Cuba, Panorama, Escriba y Lea, entre otros. Actualmente reside en República Dominicana.

En sus declaraciones al locutor Niro de la Rúa, María Remolá contó que ha estado al cuidado de sus seres queridos, a muchos de los cuales, acotó, ha tenido que ver morir, lamentablemente.  El presentador de “De la Gran Escena” expresó a la Remolá la alegría del público cubano por tenerla de nuevo con nosotros, a lo cual la soprano expresó que luego de su llegada a la isla ha sentido “un gran calor humano”.

Dijo que siempre su mayor problema era el trabajo, que tuvo “vicio de trabajar diariamente, en la televisión, el teatro o el cabaret”, y es por eso que la gente la recuerda.

Según noticias publicadas en internet, María Remolá volvió a Cuba cumplimentando una invitación de la UNEAC y la compañía Ópera de la Calle.  

Las mismas fuentes añaden que en la semana del 16 al 23 de octubre, Remolá visitará las sedes de la UNEAC, Ópera de la calle, La Sociedad de Beneficencia Naturales de Cataluña, el Palacio del Teatro Lírico Nacional de Cuba, el espacio televisivo “De la gran Escena”, y será homenajeada en la emisora CMBF.  Por otra parte, recibirá un concierto homenaje en su honor  con relevantes figuras jóvenes del canto lírico.

Nacida en Barcelona el 7 de diciembre de 1930, Remolá se estableció en Cuba desde 1952.   De acuerdo con un reporte del Diario Libre, años después regresó a España, pero no podía vivir allá, sin la calidez del trópico, así que terminó estableciéndose en la República Dominicana, donde ha ejercido un ardiente, aunque callado magisterio.

Su interpretación del aria final del "Ah vous dirai-je Maman", en la que logra una nota muy aguda y sostenida, le dieron destaque en su tiempo. Después, cuando se estableció en Santo Domingo su voz calló y se dedicó a enseñar. (http://www.diariolibre.com/noticias_det.php?id=261533)

Muchos recuerdan la mención a la cantante en la película “Fresa y Chocolate”, en voz del personaje de Diego:  ¿Hasta cuándo María Remolá?  Sin embargo, en su regreso pudo comprobar el cariño y la nostalgia con que la evoca su público de Cuba.(Teleyradio)

TRAYECTORIA DE UNA DIVA

Hacia 1952 se radicó en Cuba, y en 1956 fue discípula de canto de Francisco Fernández Dominicis, y recibió clases de perfeccionamiento con la cantante búlgara Liliana Yablenska.

Realizó su debut profesional en 1958, en la compañía de Aguilá-Martelo, con el rol titular de la ópera Marina, de Arrieta. Tres años después, protagonizó la puesta de Doña Francisquita, de Vives, dirigida por Antonio Palacios en el teatro Payret y en la versión televisiva.

Cantó en el teatro Martí llevada por Antonio Palacios. Ha interpretado personajes protagónicos en zarzuelas y óperas, e interpretado canciones de la música popular cubana y latinoamericana, y actuado como solista con la Orquesta Sinfónica Nacional.

Es fundadora del Teatro Lírico Nacional de Cuba, agrupación con la que interpretó numerosas óperas.

Comentarios  Ir a formulario



gravatar.compedro figueroa

Nuestra remola cuanta nostalgia. La vimos mucho en el teatro garcia lorca imterpretando grandes heroinas de bellcanto, como ,la gilda de rigoletto y la lucia de donisetti. Desde aqui en miami un cubano que la recuerda y la admira, porque le dio con su arte mucha alegria a nuestro pueblo. Un beso maria y mi eterno recuerdo

Fecha: 29/04/2015 02:48.


Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris