Facebook Twitter Google +1     Admin
20121024160730-television-cubana1-300x249.jpg

Estimados delegados e invitados al Festival de Televisión Cuba 2012

Queridos colegas:

Hablar del Presente y de las Perspectivas de la Televisión Cubana, presupone necesariamente y, ante todo, hacer un recuento de nuestra historia, pues la era global y las agresiones mediáticas, y de todo tipo a la que ha estado sometida nuestra nación desde el Triunfo Revolucionario el 1º de enero de 1959 hacen que muy poco se conozca de nuestra trayectoria en los últimos, ya más, de 50 años.

El 24 de octubre de 1950 se inaugura oficialmente la Televisión en Cuba; esta primera emisión salió al aire por el canal 4 de la entonces señal televisiva, por lo que el país, junto con Argentina, México y Brasil, se convirtió en uno de los primeros del Continente en introducir y adoptar este medio de difusión.

Durante los primeros años de la década de 1950, el potencial televisivo incluía 27 transmisores con una potencia de 150,5 Kw., que sólo cubrían pequeñas áreas del país.

Para la confección de la programación, eminentemente comercial, se utilizaban dos vías esenciales: la adaptación para la Televisión de fórmulas probadas con éxito en la Radio y la importación de programas norteamericanos.

En l959, los servicios de la Televisión cubrían sólo el 50% del Territorio Nacional.

LA TELEVISIÓN DESPUÉS DE 1959

Después del Triunfo de la Revolución Cubana, el 1ero de enero de l959, tal como era de esperarse, los profundos cambios ocurridos en nuestra vida económica, política y social, conllevaron, entre otros de importancia crucial, la conversión de la televisión comercial en pública, destinada a la información, el entretenimiento sano y a la elevación de la cultura general de nuestro pueblo. La Televisión cumplió la noble misión de vehículo directo de orientación a nuestro pueblo sobre el acontecer nacional e internacional, convirtiéndose en tribuna de nuestro Comandante en Jefe Fidel Castro para las confrontaciones de carácter político con nuestros enemigos internos y externos.

El Canal 6 se convertiría en el canal matriz para la transmisión de los principales eventos y acontecimientos del devenir histórico de la Revolución, el cual incorporó el Noticiero Nacional de Televisión, que sentó las bases para la creación del Sistema Informativo de la Televisión Cubana hacia el que tributa la red de canales territoriales a lo largo y ancho del país en la medida que esta se fue ampliando.

Al mismo tiempo, y fruto de la unión del Canal 2, con alcance de su señal hasta la provincia de Camagüey y del Canal Regional Tele - Rebelde, radicado desde el triunfo de la Revolución en Santiago de Cuba, capital de la antigua provincia de Oriente, que daba servicios a las actuales cinco provincias orientales, surgía el Canal Tele-Rebelde, que cubre alrededor del 98 por ciento del espacio radioeléctrico de todo el país, con un marcado perfil informativo-deportivo.

Si bien antes de 1959 ya se habían realizado pruebas para las transmisiones a color, es en 1975 con el 1er Congreso del Partido Comunista de Cuba, que se inicia nacionalmente ese servicio de una forma estable.

Hacia 1994 se crea la red de canales territoriales y en el año 2000 ya se transmitían 13,700 horas anuales, mientras que en el 2011 alcanza la cifra de 62,035.27 horas.

En la actualidad y en la medida que se fueron creando nuevos canales locales y nacionales a lo largo y ancho del país, fue ampliándose y consolidándose el actual Sistema de la Televisión Cubana.

Forman parte hoy de ese sistema 5 canales con cobertura nacional,16 canales provinciales, 28 municipales y 71 corresponsalías.

Integra también el sistema nacional de la Televisión la TV Serrana, que, ubicada en las montañas de la Sierra Maestra, en el municipio Buey arriba, provincia de Granma, básicamente produce documentales y aunque no transmite señal al aire, emplea la alternativa de transmisión en circuitos cerrados en las comunidades de la montaña. TV Serrana cumplirá en enero próximo sus primeros 20 años de fundada.

Igualmente, los canales nacionales y territoriales tributan producciones, para el Canal Cubavisión Internacional, que creado en 1986, comenzó en 2003 su transmisión de 24 horas mediante el uso del satélite, llevando la señal de nuestro país a diferentes partes del mundo.

En la primera década del siglo XXI se inauguran los Canales Educativos 1 y 2, a partir de una iniciativa del Comandante en Jefe Fidel Castro, dentro de la Batalla de Ideas por elevar el nivel educacional y la cultura general integral de nuestro pueblo.

Y con un perfil dirigido a la transmisión de materiales audiovisuales de distintas televisoras del mundo, el 7 de julio de 2008 se incorpora Multivisión al Sistema de Canales de la Televisión Cubana.

La Televisión Cubana actual, como toda nuestra sociedad, avanza hacia las transformaciones que demandan los Lineamientos Económicos Sociales que fueron aprobados en consulta popular con la celebración del 6to Congreso y la Primera Conferencia del Partido Comunista de Cuba.

Particularmente se trabaja en el perfeccionamiento de sus Estructuras y funcionamiento para lograr una mejor organización de su sistema en el orden ético, participativo, eficaz y eficiente, que cree superiores contribuciones a la sociedad cubana y superar los niveles alcanzados de reconocimiento social.

Al hablarse de estructuras, nos referimos a la integralidad de la Televisión nacional como sistema, algo que lamentablemente se perdió con los años y que debe renacer para beneplácito de los que laboramos en ella. Sentirnos como una sola familia, en la que todos ponemos nuestro esfuerzo cotidiano.

En este camino también se trabaja paulatinamente en la concreción definitiva de los perfiles de los canales nacionales, de manera que nuestros públicos puedan escoger lo que desean ver, en dependencia de sus gustos estéticos.

Hoy día la TV es el mejor medio de expresión para la cultura y ha de ser el mejor medio hacedor de la misma. Cada vez más, los espacios y las prácticas comunicativas son espacios de producción cultural y a su vez, el estudio de la cultura, pasa cada vez más por el análisis de los procesos comunicativos. En este sentido, la televisión cubana ha ido pasando de la palabra a la acción, de puros documentos a acciones concretas, para de conjunto con el Ministerio de Cultura y sus instituciones, ir haciendo realidad los anhelos de todos los que luchamos por una televisión pública que cumpla sus funciones sociales.

El trabajo que se viene haciendo con la música, con el objetivo de eliminar de una vez por todas la difusión de la grosería, la vulgaridad, la denigración de la imagen de la mujer, tanto la cubana como la extranjera, y la banalidad, en las últimas semanas está dando ya los resultados que se previeron.

De igual manera, en la programación cinematográfica, se trabaja de conjunto con más de una decena de instituciones del país por el rescate del gusto por el buen cine, a través de la difusión de películas de diferentes fuentes y la creación de programas televisivos que tributen hacia ese objetivo.

Los tiempos, más que nunca, exigen el respeto a lo que opina nuestro público de millones. Esto solo se logra con estudios profundos de los criterios de la audiencia, que nos permita ir encauzando los esfuerzos hacia una mayor atracción de la misma, sin menoscabo de las esencias de nuestro quehacer.

La TV es reflejo de la vida y también tiene que ser transformación de esta a partir del reconocimiento del crecimiento social y cultural.

A tono con estas realidades, nuestra programación trabaja en la proyección y perfeccionamiento de sus formas y sus contenidos, en la selección de las más adecuadas canteras temáticas

La evaluación constante de la programación, tanto de los canales nacionales, como de los territoriales, así como de su proyección, buscando un mejor balance y complementación en las parrillas, constituye una práctica de trabajo permanente, junto a la mirada al balance necesario de temas y géneros, el adecuado reflejo de la composición racial de nuestra sociedad, el equilibrio entre la programación nacional y extranjera, la calidad de las ofertas, la presencia del trabajo por la formación de valores y la defensa de la identidad nacional.

En todos estos procesos la labor del Centro de Investigaciones Sociales ha sido decisiva en las estrategias de trabajo general de la programación, como en la evaluación particular de proyectos y en la toma de decisiones de carácter colectivas y la atención con los públicos especializados.

Se experimentan igualmente avances en la selección de los productos televisivos que se adquieren del exterior, tarea de primer orden en función de una diversidad en abordajes temáticos y de formatos, nacionalidades y por supuesto, búsqueda constante de equilibrio frente a la programación nacional. Por solo citar un ejemplo en el 2009 el 87 % de la filmografía era procedente de Estados Unidos, mientras que en el 2012 este índice alcanza un 56 %.

Por su parte el sistema de TV Territorial ha mantenido en el aire una programación esencialmente comunitaria que responde a las necesidades e intereses informativos, culturales y educativos de sus televidentes. En este sentido se ha trabajado intensamente en la implementación de estrategias de comunicación como las campañas de salud y en general de bien público, en la adecuación de las parrillas y las fichas técnicas de los programas, y la implementación del Sistema de Gestión de la Calidad.

La labor de las páginas Web experimenta resultados significativos al situar la realidad cubana al alcance de miles de cibernautas, si bien hay sitios que se destacan más que otros tanto en la cantidad como en la diversidad de las informaciones.

Amplio destaque ha tenido la labor del Portal TVCUBANA y en particular la revista digital EN VIVO, que hoy se insertarnos en los debates culturales del país, en torno al papel de los medios de comunicación.

En el Aniversario 60 de la fundación de la televisión cubana salió su primer número impreso y ya en la Feria del Libro de 2011, se participó con 8 títulos especializados en nuestros géneros, lo que propició la creación de la editorial del mismo nombre, que irá desplegando su labor en la misma medida que los recursos financieros lo permitan.

Luego de 6 ediciones anteriores con carácter nacional la celebración de este Festival constituye un espacio de reconocimiento público de la labor de nuestros creadores, mientras los Festivales Lucas y Cuerda Viva han propiciado el de los realizadores de videoclips y de los jóvenes talentos de la música, lo que sin dudas prestigia nuestra labor institucional. Sobre Lucas y Cuerda Viva se trabaja para que el próximo año puedan contar con mayor apoyo de otras instituciones y de esta forma disminuir los gastos que la Televisión hace en ellos.

LOS RECURSOS HUMANOS Y LA PRODUCCIÓN

Otra de las líneas principales de trabajo actuales constituye el perfeccionamiento en la aplicación de los sistemas y formas de pago, en proceso de implementación, en aras de responder a las indicaciones de la dirección del país en materia de la recuperación de la disciplina laboral, los sistemas de pagos asociados al nivel profesional, los resultados y la calidad, así como el uso racional de los recursos financieros, a lo cual contribuye también el proceso de Evaluaciones Artísticas y el funcionamiento de los Consejos Artísticos.

Sobrevienen cambios profundos en las formas de producir nuestros programas. No vamos a inventar nada nuevo. Vamos a recuperar las formas de producción televisiva, basadas en el orden, disciplina y en normas que se fueron olvidando y que son reclamo diario de nuestra gente en el medio.

Uno de los temas más acuciantes es el regreso a la televisión en vivo, muy especialmente en la programación musical, las revistas y los programas de participación. Debemos vencer los obstáculos internos en nuestro medio, fundamentalmente mentales, para que esto se haga realidad.

Es importante que aprovechemos las diferentes vías que tenemos para la producción. Contamos, además de nuestra Productora matriz, con dos empresas que pueden encauzar producciones de una manera ágil y con resultados que ya se vienen observando. Esto permitirá, en primer lugar, potenciar la realización de dramatizados, unitarios y seriados, así como recuperar de una vez por todas la producción de documentales para la televisión.

Las primeras experiencias ya están dando los resultados previstos. La serie documental Habitat, del equipo que dirige Randol Menéndez, los filmes Havanastation, La Guarida del Topo y Penumbras, de Ian padrón, Alfredo Ureta y Charlie Medina, respectivamente, están cosechando éxitos a nivel nacional e internacional. En estos momentos se trabaja, con el apoyo de otras instituciones, como el ICAIC y el Instituto Cubano de la Música, en cinco proyectos de largometraje para televisión y dos series documentales.

Un reto fundamental es la recuperación de nuestro papel internacional en la producción de la telenovela, y léase la telenovela como género, que sin alejarse de nuestras esencias nacionales, pueda ser llevada al mundo, como lo hace nuestro cine. Esto, que para algunos puede ser una utopía y para otros una simple pérdida de tiempo, no se aleja tanto de poder hacerse realidad, si contamos con el talento de guionistas cubanos que han sentado pautas a nivel internacional. Resulta verdaderamente una contradicción el hecho de que las principales productoras de telenovelas en América Latina se hayan nutrido de decenas de historias creadas por escritores cubanos, y que nosotros no hayamos sido capaces de aprovechar en toda su magnitud, ese talento inagotable para bien de nuestro público.

Por supuesto, para hacerlo, debemos encontrar las formas y medios de estimular la creación, y de implementar las formas de producción que exige un género como al que nos referimos.

Se perfeccionan también los mecanismos de selección de trabajadores para impartir cursos en diferentes niveles dentro y fuera del país, el trabajo de asesoría y tutoría de los jóvenes egresados, con especial énfasis en aquellos graduados de la Facultad de las Artes de los Medios de Comunicación audiovisual, a través de inserción en prácticas pre profesionales y servicio social.

Sobre esto último, se están dando pasos para que los graduados puedan entrenarse en las formas de producción de la televisión, muy en especial en la programación habitual, y que adquieran el oficio que requiere nuestro medio, para que junto a los conocimientos académicos y el talento, contribuyan a una programación de elevada estética.

SOBRE LA TÉCNICA DE TV

De igual forma se avanza en los planes de reparación e inversión tecnológica en los Estudios y en general en las áreas del Sistema Televisivo encaminados al paso gradual hacia la tecnología digital para lo cual existe un programa de capacitación e implementación a corto, mediano y largo plazos y que forma parte de los debates que se realizarán a lo largo de estas jornadas del evento científico de este Festival.

Una materialización de este programa es hoy los trabajos que se realizan para la Digitalización de nuestros Archivos y en particular los de carácter patrimonial, que experimenta un gradual desarrollo en la medida de la disponibilidad financiera y de otros recursos.

Para el logro de su misión, la Televisión Cubana sostiene estrechas relaciones y planes de colaboración conjuntos con la Asociación Cubana del Audiovisual (ACAV), la Unión Nacional de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC) la Unión Nacional de Periodistas de Cuba (UPEC), la Asociación Hermanos Saíz (AHS), el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Cultura (SNTC) a fin de atender los intereses de esas organizaciones y su interrelación armónica con las esferas comunes de trabajo.

En la esencia de los proyectos y programas que desarrolla nuestra televisión actual, enfrascada en su perfeccionamiento y elevación de sus niveles de calidad, está sin dudas enfrentar los retos que presupone la llamada Era Global.

El debate que se inicia hoy en esta Jornada de Festival irá, sin dudas encaminado a la búsqueda de nuevos caminos para lograr la calidad que se gestione desde cada uno y en todos. Tenemos conciencia que en este empeño no estamos solos. En un país sometido al más férreo bloqueo que nos azota por más de medio siglo, se han dado cita aquí amigos de las más diversas zonas de nuestro planeta, en la búsqueda de un espacio común para el diálogo, la reflexión y el intercambio comercial que nos beneficie a todos, y es una mayor aspiración que la semilla que hoy sembramos, se multiplique y fructifique en acciones permanentes para enfrentar las realidades sociales que intenta imponer la globalización.

Las televisoras públicas del mundo debemos encontrar un espacio de reflexión e intercambio fructíferos, alejados de la bisutería y los lujos hipócritas de grandes ferias comerciales. De la misma manera, nuestras televisoras renuevan tecnología, por lo que las empresas proveedoras deben acudir a nuestro llamado para exponer sus productos. No estamos obligados a ir a esas grandes exhibiciones que actualmente predominan, alejadas por completo de nuestra función pública, si tenemos la posibilidad de hacerlo entre iguales. Eso nos hará más fuertes.

Un discurso pleno de humanidad, fundado en la revelación de nuestro ser y en propósitos políticos-culturales de largo alcance y proyección social, fue expuesto por José Martí, el más universal de los cubanos, en el Ensayo que lleva por título Nuestra América. Y cito:

“La historia de América, de los incas acá, ha de enseñarse al dedillo, aunque no se enseñe la de los arcontes de Grecia. Nuestra Grecia es preferible a la Grecia que no es nuestra. Nos es más necesaria. Injértese en nuestras repúblicas el mundo; pero el tronco ha de ser el de nuestras repúblicas”.

“Ya no podemos ser el pueblo de hojas, que vive en el aire, con las copas cargadas de flor, restallando o zumbando, según lo acaricie el capricho de la luz, o la tundan o talen las tempestades; ¡los pueblos se han de poner en fila, para que no pase el gigante de las siete leguas!. Es hora del recuento, y de la marcha unida, y hemos de andar en cuadro apretado, como la plata en las raíces de los Andes”. Fin de la cita.

Bienvenidos a la Habana, estimados participantes e invitados.

Muchas Gracias.

 

http://www.cubadebate.cu/opinion/2012/10/23/festival-de-tv-cuba-2012-en-busca-de-nuevos-caminos/

Comentarios  Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris